Si bien no es un deporte de riesgo, las tirolinas representan una actividad con un componente de emoción nada despreciable.

Pero ¿Qué sabemos de este artilugio? Aprendamos algo de este componente de los deportes de aventura.

Deportes de aventura: Tirolina

La tirolina se compone de una polea suspendida en un cable que tiene una cierta inclinación, que delimita la velocidad que puede alcanzar. El cable, normalmente, está hecho de acero para poder soportar la tensión a la que se ve sometido

Tiene dos vertientes, la que se utiliza para niños en campamentos y parques, que consta de pocos metros de longitud y normalmente no más de un par de metros de altura.

La otra vertiente son los cursos profesionales donde las distancias pueden superar sin problemas los 457m de longitud y 9 metros de altura.

Además de para el entretenimiento, este sistema se puede utilizar para el transporte, así como en escalada profesional se utiliza para cruzar determinados lugares.

Deportes de aventura: Tirolina

Costa Rica es conocida por sus rutas de tirolina donde el turista puede ir de torre en torre, ¡algunas están casi a 40 metros!

Igual de impresionante la situada en el parque olímpico de Canadá,  donde se alcanzan velocidades de hasta 120 km/hora.

Así que para aquellas personas que quieran disfrutar de un buen subidón de adrenalina, tienen la excusa perfecta, ves mundo y pasas un rato emocionante.